Como es tradición, en SERPAJ Chile lanzamos nuestra campaña anual de navidad “Por un mundo en Paz y sin juguetes bélicos” con el objetivo de invitar a la comunidad a tomar conciencia respecto de las violencias involucradas en los juegos bélicos. 

Este año, la iniciativa se encuentra en su 37º versión y además de lo anterior, busca la visibilización y promoción de los derechos de los niños, niñas y adolescentes. Esta campaña se enmarca dentro de los principales ejes de SERPAJ Chile, que tiene relación con el desarme militar, poniendo como prioridad la necesidad de trabajar colaborativamente por la construcción de un mundo de Paz.

El juego es imagen de la vida y así como se aprende a vivir, es necesario aprender a jugar. Es una de las principales herramientas de aprendizaje, de comunicación y que puede forjar, desde la infancia, nuestro crecimiento y desarrollo. La educación para la paz procura que niñas, niños y jóvenes aprendan a resolver sus conflictos por vías pacíficas y el juego es una oportunidad relevante para ese propósito.

Actualmente, nos encontramos en un entorno bastante conflictivo, violento e intolerante con constantes problemas de convivencia. Lamentablemente y bajo este contexto, los niños y niñas pueden generar, desde temprana edad, prácticas de guerra a través de juegos que involucran armas y distintas violencias que tienen como resultado la inequidad, discriminación y competitividad. Ni la violencia ni la agresividad ayudan a resolver los conflictos.

Para evitar lo anterior, es imprescindible una enseñanza que desarrolle actitudes y conductas coherentes con la justicia, el respeto, la tolerancia, el diálogo y la resolución no violenta de los conflictos. La campaña “Por un mundo en Paz y sin juguetes bélicos” no solo busca dejar atrás la compra de juguetes relacionados a la guerra, sino que también tiene como propósito promover la participación en las dinámicas de juego con niños y niñas, condenado prácticas discriminatorias y violentas, e invitando a construir un nuevo modelo de paz, unión y equidad.

Este 2022, en SERPAJ Chile reafirmamos nuestro compromiso con el desarrollo integral de la niñez, reconociendo sus derechos, trabajando por la erradicación de la violencia y construyendo un mundo más democrático, pluralista y en paz.